h1

¿Qué más quieres?

abril 5, 2009

Supongo que será una lección, de esas capullas que se supone que tenemos que aprender en edades tempranas para no cometer errores cuando de verdad seamos adultos… aunque me parece que no nos va a servir de nada, me parece que yo seguiré cayendo, y tú seguirás cometiendo exactamente los mismos errores… por lo menos si todo sigue así.

¿Qué más quieres? ¿Crees que no me ha costado? ¿Crees que sólo porque estoy cómoda en el universo de las palabras no me ha costado escribirte todo lo que te he escrito? Ya ves, ha sido gratificante, recorrer estos meses, escarbando en los errores que cometimos, me ha resultado maravilloso el reconocer mi culpa, el intentar que vieras desde mis ojos lo mal que lo he pasado, lo mucho que me ha importado. Ha sido la mejor experiencia de mi vida, no te jode…

Y a tí, no te importa. A tí te da exactamente igual; no lo sé, a lo mejor es una estupidez, pero pensé que aunque solo fuera nuestra amistad se merecía algún tipo de respuesta. Nos conocemos, sé que odias tratar estos temas, pero a veces hay que intentar esforzarse, aunque solo sea un poquito, para no quedar como un pasota al que le da igual todo.

Sí, estoy enfadada, contigo, un poco, conmigo, otro poco, por pensar que ser sincera era lo mejor. Una mierda, lo mejor es callarse las cosas, porque decirlas en voz alta sólo consiguen que te duelan más.

Y yo, como una gilipollas paradógica, sigo pensando que ha sido una buena idea, que te merecías saber todo lo que te he contado, aunque para qué te lo voy a negar, pienso que yo también me merezco una réplica… ya ves, qué ingenua, pensar que podía saltar el puñetero muro de hormigón que te has montado a tu alrededor, o peor, pensar que al verme desde la almena del castillo me tirarías una escala para que pudiera subir.

Me canso, me canso de esperar que alguien responda a mi llamada, me canso de ver como pierdo poco a poco todo lo que me queda, me canso tanto, que cada vez que saco fuerzas para hacer algo que no sirve de nada, veo como el mundo se ríe de mí y se burla por haber gastado esas pocas fuerzas que me quedan, por haber llegado última antes siquiera de empezar la carrera.

No tiene sentido, me da exactamente igual.

Ah, y si no te lo digo a la cara, es porque ya no creo que sirva de nada, si no has reaccionado ya… dudo mucho que lo vayas a hacer con una rabieta como ésta…

5 comentarios

  1. El mundo no se ríe de tí. No creo que nadie pudiera hacerlo. Tú has hecho ALGO. Ha sido una carta, pero te has volcado en ella y has reconocido hasta culpas que creo que no te merecías. Si ni a eso puede dignarse a contestar, a reaccionar… adiós muy buenas. Se acabó. Que le den (con perdón, pero tú me entiendes).

    Besos, princesa. Voy a ver si duermo un poco🙂


  2. Las cosas no son tan importantes como nos parecen. Si él no quiere hablar, así es como es. ¿Ceder? ¿Cambiar? ¿No se supone que te gustaba por quién y cómo era? La carta le pone en tu lugar. ¿Te has puesto tú en el suyo?

    Da qué pensar…

    Biquiños.


  3. Precisamente, me resulta imposible ponerme en su lugar, porque no me da ni una pista…


  4. Lo peor que se puede sentir hacia alguien, es querer que te sea sincero aún sabiendo que tú no lo serás. Supongo que es normal la indignación cuando te ocurre algo así pero eh, que aún tienes fuerzas para mucho más. Besos!


  5. Seguro que hay cosas más importantes por las que cansarse..

    Pasaba por aqui, saludos!



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: